Que si el Fast Tracking es realmente Fast

Que si el Fast Tracking es realmente Fast

Descubra lo que hay por detrás de un proyecto IPC Fast Tracking exitoso

Autor: Fabio P. Teixeira de Melo, PMP

Co-autores: Aslam Mirza, CE, MBA, PMP / Roberto de Mesquita Sahlit, PMP

RESUMEN

Cronogramas comprimidos con la técnica de ejecución rápida (fast tracking) son hoy día un requerimiento casi obligado en proyectos tipo IPC (Ingeniería – Procura – Construcción).  Sin embargo, es muy común encontrar proyectos en atraso o sacrificando metas de costo para recuperar plazos. ¿Cuál es el problema?

El presente artículo plantea la idea de que la ejecución rápida no debe tomarse solamente como una técnica de compresión de cronogramas, sino como una visión holística del proyecto, la cual debe ser comunicada y aceptada por todos los interesados, principalmente por el equipo del proyecto.

El artículo inicia con un breve histórico de los motivos que conllevaron a la creación del modelo de contrato llamado IPC y a la adopción de los cronogramas comprimidos. Luego enumera algunos de los problemas que surgen de aplicar la ejecución rápida aisladamente como una técnica de compresión, sin una visión amplia. Sugiere entonces algunas técnicas que se deben utilizar en conjunto para que la aplicación de la ejecución rápida resulte en un éxito. La conclusión invita los directores de proyecto a no tomar la ejecución rápida como una técnica obligada y a compartir su visión con otros interesados, incluyendo el cliente. También se incluye un cuadro con puntos a verificar cuando se está ejecutando un proyecto tipo IPC Fast Tracking.

Ver Artículo

Ver entrevista del autor aquí

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.